Testimonios opositores aprobados Economía

Me están llegando más  testimonios de opositores aprobados de Economía, hoy el de dos  interinos, con mis opositores los compartiré íntegros, aquí pongo algunos fragmentos, el primero desde Canarias:

A) Momentos bajos y superación.

Soy amante del ciclismo, que es un deporte de fondo, y quizás mi inexperiencia en el proceso opositor (no sabía con lo que me iba a encontrar) o por tener claro que ésta era una carrera de fondo y con el apoyo familiar no necesite un refuerzo extra, porque tenía una buena mentalización previa. 

Tenía claro que había que darlo todo y un 20% más, sin descuidar mis clases e intentar aprender y pasarlo lo mejor posible; al fin y al cabo es un proceso donde aparte de un esfuerzo brutal  viene incorporada una importante dosis de suerte.

B) Lo que valoró el tribunal.

Respecto a los temas, por supuesto la calidad del material proporcionado por Jose Sande. En mi caso a pesar de desarrollar un tema que no tenía (tema 8) pude componerlo con lo que sabía por clase y por otros temas que sí tenía estudiados (principalmente temas 7 y 10)…hace falta bastante sangre fría para enfrentarte a dos exámenes en 4:30 horas, que se van volando.

 C) Consejos para quien se decida a opositar

Cada uno habla desde su experiencia y desde mi punto de vista, participar en el proceso tiene un coste de oportunidad muy alto. Requiere reflexión, apoyo familiar y de un pormenorizado DAFO personal para saber donde tienes que incidir en la preparación. Si lo tienes claro, para adelante con el proceso con todas sus consecuencias , no vale renunciar a mitad ni hundirse. Requiere “músculo” y tener claro que una plaza va a ser tuya.

D) Lo que apetezca transmitir

Presentarte a una oposición de estas características supone un enorme desgaste en todos los sentidos pero llegar a la meta y conseguir el objetivo en forma de plaza, supone una satisfacción tremenda, por el trabajo bien hecho.

y el segundo testimonio de una interina extremeña, un ejemplo de inteligencia de organización, de nuevo mis opositores tendrán el testimonio íntegro, aquí unos fragmentos:

El curso 2017-2018, ha sido muy muy duro, estaba completamente obsesionada con estudiar y sacar la plaza (lo veía como mi última oportunidad ya que no creía poder volver a hacer tal esfuerzo y sacrificio familiar).

Durante este curso, he descansado 2 días, el 25 de diciembre y el 1 de enero. Durante el primer trimestre me tomaba la tarde del domingo libre, pero desde el 2 de enero no he tenido ningún descanso, ni cumpleaños, ni aniversarios, ni comuniones, ni bodas ni día de la madre ni nada de nada. Aprovechaba hasta el último minuto del dIa, recreos, guardias, horas libres…siempre había algo que hacer.

Yo estaba completamente programada para estudiar y aislarme del mundo (he pasado de foros, grupos de Facebook, wasap, etc). Tenía mi rutina y ni mi hijo con 38 de fiebre pudo con esa rutina (claro, gracias a la ayuda familiar). Sin embargo, cada vez que salía alguna información oficial (o con bastante certeza de que lo acabara siendo), me desconcertaba mucho, no podía evitarlo. Me desconcertaba la convocatoria, la provincia del examen, los miembros del tribunal, la petición de destinos. No sé por qué, pero me alteraba y mucho. SOLUCIÓN: estudiar, estudiar y estudiar más aún, era la única forma de volverme a centrar.

Las semanas antes del examen fueron muy duras, de muchos nervios y pesimismo y la última y en concreto la última tarde fue horrible. Estaba agotada e incapaz de poner nada en pie, no me veía con fuerzas de estar 4 horas haciendo un examen y menos poner un tema en pié. SOLUCIÓN: por muy hundida que estuviera, estudiar, estudiar y más estudiar.

¿Qué es lo que más valoró el tribunal?

Teoría: Temas muy actualizados y todos los epígrafes muy bien compensados. Tuve mucha suerte porque de los 45 temas que llevaba, me salieron 4 bolas y elegí el 45, un tema estrella que me lo sabía muy bien (y fui capaz de ponerlo en pié!!). Muy actualizado y con muchos ejemplos, algo que creo que valoró el tribunal pues es un tema que cualquiera que dé segundo de bachillerato, lo podría haber escrito. Sin embargo, para sacar muy buena nota, sólo es posible hacerlo con una buena organización del tema, datos y ejemplos actualizados.

Con respecto a las UUDD, tuve una crisis a 4 días del examen, no estaba nada contenta con la exposición que hacía. Me veía poco fluida y que repetía muchas cosas de la programación. A esto le sumamos que hasta el día de antes no imprimí el material que llevaba pues lo tuve que modificar varias veces al ir viendo lo que permitían utilizar en la exposición a otros opositores que les tocó antes. Eso fue otro momento de estrés, pues tenía mucho trabajo hecho para entregar al tribunal y al final no pudimos entregar nada. Sólo actividades de apoyo en las que no hubiera nada de material curricular, pero ellos no podían coger nada. Total, que después de muchas actividades, pasadas a ordenador, con imágenes y muy personales y trabajadas, no se pudo apreciar ese trabajo aunque yo se las enseñé durante la exposición y creo que pudieron percibir el trabajo realizado.

Finalmente decidí grabarme ambas exposiciones y mandárselas a Jose, y me vino muy bien porque él me vio bastante bien y sus palabras de apoyo me permitieron pasar la última crisis y repetir de nuevo la exposición de todas las unidades y varias veces más la programación (era ya el último esfuerzo y había que darlo todo).

Fui bastante tranquila a la exposición, y la hora de la encerrona fue para repasar algunas cosillas pues lo llevaba bien machacado y para tranquilizarme y autoconvencerme que lo iba a hacer bien.

Lo que te apetezca transmitir:

Sólo advertir que si te lo tomas en serio, es muy duro. Y que aunque nada te garantiza el éxito, tendrás más probabilidades cuanto más estudio tengas a tus espaldas.

Importante aislarse, no sólo de rumores, redes sociales o wasap, sino en tu sitio de estudio. Yo soy de biblioteca y veía a opositores que después de 5 horas, habrían aprovechado 2. Yo me ponía a estudiar y es que ni levantaba cabeza, me daba igual lo que ocurriera. Sólo salía al cuarto de baño, no podía perder ni medio minuto pues no me sobraba. Sólo pensaba que cada minuto que perdía enredando se lo estaba robando a mi hijo de estar con él y enseguida volvía a centrarme.

Querer es poder y cuando se trabaja, lo normal es conseguirlo, esa es la mentalidad que hay que llevar.

Otra cosa que me gustaría transmitir y recomendar es que si estas trabajando y además tienes hijos, es que delegues las tareas del hogar. Yo contraté una chica para que hiciera todo y cuidara de mi hijo algunas tardes. Para mi fue una liberación: ella hacía todo en casa, hasta la compra diaria (planchaba, cocinaba, limpiaba…), así mi tiempo libre era neto de estudio o de estar con mi hijo. Yo había lunes que llegaba al instituto y hablando con otros opositores, yo les decía que los fines de semana sacaba 10 horas de estudio cada día y ellos me contaban que para ellos imposible, pues se dedicaban a hacer la casa, organizar comidas, hacer compras….personalmente creo que es un gasto más que amortizado y justificado. Esto es como la teoría de la ventaja comparativa: le interesa a Michael Jordan dejar de jugar al baloncesto para arreglar su jardín por mucho que sea el que mejor lo arregla del mundo? Claramente, no. Pues aquí lo mismo: nos interesa perder 10 horas de estudio a la semana para atender las tareas del hogar? Pues claramente, tampoco, pues te puedes encontrar al año siguiente con la casa estupenda (y la cuenta corriente igual) pero has podido perder tú trabajo o pasar a estar en un destino mucho peor.

 

PD:

“Yo soy de biblioteca y veía a opositores que después de 5 horas, habrían aprovechado 2.”

Una vez más vemos que el trabajo duro aumenta las posibilidades de éxito y la importancia de la productividad del estudio. Continuo viendo todos los días como hay opositores interinos que no han logrado la plaza este verano, tienen la gran última oportunidad en junio de 2020 (en 20 meses) y siguen deambulando por redes sociales, creando grupos de wasap y telegram….y perdiendo el 90% del tiempo de estudio en hablar sobre la oposición…lo que pudo haber sido y no fue….qué master hacer para sumar puntos cuando no dominan el temario práctico….en vez de estudiar.

personalmente creo que es un gasto más que amortizado y justificado…pero has podido perder tú trabajo o pasar a estar en un destino mucho peor.”

Una cosa que me ha sorprendido estos años preparando opositores, es ver que muchos opositores interinos, toman malas decisiones financieras respecto a prepararse bien. En general muchos valoran muy mal la relación dinero-productividad-aumento de posibilidades de aprobar.  No hay nada más caro que tener que opositar otros dos años, con el desgaste emocional, físico y económico que supone, además de aumentar las posibilidades de pérdida del empleo docente para siempre después de junio de 2020.

Una vez más..¿cómo no voy a estar orgulloso de mis opositores, que trabajando, con familia y después de un gran esfuerzo….han logrado sacar su merecida plaza?

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: